Adictos

domingo, 29 de agosto de 2010 ·




Che, estamos -estoy- incluidos en un listado de gente adicta, en una nota donde hablan de miles  y miles de millones. Y yo que sigo con mis botines con sus puntas de acero a la vista, medios rajados a la mitad de suela, por donde se me mojan las medias. Con ese contraste de cordones provisorios, hecho de con tanza de albañil y cable fino de un alargue pedorro. Y yo sigo con ese único pantalón de Graffa que me quedaba, rajado el lunes y que ha develado desde ese entonces, que me importa poco usar tal o cual calzoncillo y mucho menos su color. Y yo sigo aguantando escuchar de quien me paga, medio haciéndose el enojado, que Cristina se hace llevar los diarios escritos, en avión al Calafate. ¡Cómo no me di cuenta que era miembro de un plan de prensa, alimentada con fondos públicos!
Encima viene mi mujer y lee artículo, y ahora en vez de pedirme que arregle la bacha de la cocina que pierde hace rato, y hace rato que me lo pide, quiere que nos mudemos a una casa nueva. Se fue delirando con muebles de algarrobo, cortinas blancas, y pisos de céramica que deslumbren. ¡La puta madre!
¡Esto me pasa por ser un adicto K! ¿Esto me pasa por ser un adicto K?


2 comentarios:

manuel el coronel dijo...
agosto 29, 2010  

como le dije ya no recuerdo a qué compañero compañero, están hablando del faaaaaaaaaaso!

Pericles dijo...
agosto 30, 2010  

En el fondo de mi casa
tengo plantas de lechuga
pero jamás plantaré
una puta planta de soja

(No rima, pero es cierto)

Secuaces

Peronachos

PJDigital.org

Portal de Noticias

En Sintonía